Un capricho que cuida nuestro corazón

Hoy en Actablog queremos compartir esta deliciosa receta para conseguir que los pequeños de la casa coman pescado. Es todo un reto. Sin embargo el pescado azul es fundamental en nuestra alimentación, entre sus muchos beneficios se encuentra su alta concentración en omega3.

Los omega 3 son ácidos grasos poliinsaturados que pertenecen al grupo de grasas saludables. Son las llamadas grasas insaturadas. Su efecto más llamativo es la disminución de los niveles de triglicéridos y del colesterol, por lo que ayudan a reducir el riesgo cardiovascular. LaAmerican Heart Association recomienda comer pescado al menos dos veces a la semana, especialmente pescado graso como caballa, trucha, arenque, sardinas, salmón y atún blanco.

Por esto hoy os proponemos una receta de pescado azul muy fácil: SARDINAS CON JAMÓN. Con ese toque fresco del tomate y el crujiente del jamón se convierte en una delicia totalmente perfecta, aunque sean fritas hay que disfrutar de vez en cuando en la mesa con recetas de cocina de este tipo.

 

Ingredientes (para 4 raciones):

  • 800g de sardinas o boquerones frescos
  • 150g jamón serrano
  • 100g tomate
  • 50g harina
  • 50ml aceite
  • Perejil
  • Sal

 

Receta  paso a paso:

  1. Lo primero es limpiar bien nuestras sardinas, esta tarea es importantísima y la haremos uno a uno.
  2. Ahora con papel de cocina secamos un poco nuestro pescado.
  3. Salamos al gusto cada sardina y las pasamos por la harina con su humedad se pegará una fina capa.
  4. Calentamos el aceite al fuego.
  5. Cortamos el jamón en pequeños trocitos y los freímos unos instantes hasta que se ponga crujiente.
  6. Lo sacamos y reservamos sobre un papel de cocina absorbente.
  7. Ahora en el mismo aceite muy caliente vamos agregando las sardinas. Freímos hasta que estén bien doraditas y crujientes.
  8. Cortamos un poco de tomate y de perejil para espolvorearles por encima. Y servimos nuestras sardinas con jamón colocando trocitos de jamón crujiente sobre nuestras sardinas y acompañándolas con un poco de tomate cuya frescura nos hará disfrutar más del sabor de nuestras sardinas.

 

Calorías: 210 (kcal.)  por cada 100 gr.

Ejemplo de ración 200g: 420 (kcal.)

Artículos relacionados

Deja un comentario


*